Honda VFR 800 X Crossrunner
Honda VFR 800 X Crossrunner 2017

La Honda VFR 800 X Crossrunner es una de las mejores propuestas para el segmento de las motos de sport turismo de la firma del “ala dorada” sobre la base de una de las mejores Honda, como es la VFR.

Autor:
Juan M. Muñoz
Foto:
Honda
Publicado el 06/12/2016
Honda VFR 800 X Crossrunner

Con la Honda VFR 800 X Crossrunner, la marca japonesa quiso dar un paso más allá en las motos destinadas al turismo más deportivo. Frente a la versión deportiva de carretera, la Honda VFR 800 S, la Crossrunner aporta una posición de conducción más relajada e inspirada en el mundo de las motos de trail que la propia Honda denomina “cross over”, como en el mundo de los coches.

Esta moto vio la luz en 2011 sobre la base de una de las joyas de la corona de Honda: su motor V4 a 90 grados. No se trata de un motor extremadamente deportivo, pero sí un propulsor que muestra un equilibrio casi perfecto en la zona media  del cuentavueltas y que nos permite una conducción fluida y relajada. El motor de 782 cc, con culata de cuatro válvulas y distribución variable VTEC, ofrece 106 cv a 10.250 rpm y un par de 75 nm a 8.500 vueltas. La distribución variable (la Honda VFR fue una de las primeras motos en tener un sistema similar, heredado del mundo de los coches), hace que el alzado de las válvulas sea diferente en función el régimen del motor. Así permite un funcionamiento perfecto tanto a bajas revoluciones, como cuando estiramos el motor. Este sistema de distribución variable fue revisado en 2015 cuando se logró mejorar sus valores de par.

También el motor V4 logra unas buenas cifras de consumo, algo que sin duda te interesa si te vas a dedicar a viajar con ella. La Honda VFR 800 X Crossrunner consume por debajo de los 5,5 litros a los 100 kilómetros sin renunciar a un carácter también deportivo.

Tiene detalles muy curiosos, derivados de la experiencia de Honda en la competición, como el radiador doble que hace que la moto sea más estrecha al estar colocado en uno de sus laterales. El sistema de control de tracción tiene dos modos de conducción, tres si incluimos el modo en el que se desconecta. Queda para el equipamiento opcional el sistema de ayuda al cambio, que nos aporta una mayor rapidez cuando cambiamos de marcha, menor fatiga del embrague un una conducción más eficiente porque corta instantáneamente el sistema de inyección en el momento preciso del cambio, lo que nos permite no tener que dejar de dar gas.

Honda VFR 800 X Crossrunner

Para la versión 2017 de la Honda VFR 800 X Crossrunner se estrena un nuevo catalizador que permite la homologación Euro 4 a la moto.

A diferencia de la Honda VFR 800 S, las Crossrunner tiene un motor orientado 100 por cien a los revirados trazados de montaña. Es donde encuentra su hábitat natural esta “crossover”. También por su postura de conducción erguida y con manillar ancho (y alto), en ciudad o en condiciones de atasco complicado la Crossrunner se desenvuelve muy bien. Es una moto que te dará muchas satisfacciones si buscas una todo uso o si vives fuera de la ciudad y te tienes que desplazar a ella a diario. El chasis es de tipo “diamante” de aluminio, lo mismo que el subchasis trasero, algo que contribuye a un peso total del conjunto de tan sólo 242 kilos.

Honda VFR 800 X Crossrunner

La horquilla delantera es similar a la de la VFR de carretera de 2014 pero con un “extra” de 25 mm. de recorrido; también tiene regulación. La suspensión delantera se regula de una forma dinámica con un sistema que Honda denomina HMAS (Honda Multi Action System). También la suspensión trasera tiene más recorrido y posibilidades de regulación. El basculante es de aluminio y monobrazo. La transmisión trasera el por cadena, en lugar del cardan que luce la Crosstourer. Las ruedas, también de aluminio, alojan frenos de disco de 310 mm. de diámetro. Las pinzas de los frenos son de anclaje radial y de cuatro pistones.

Si hablamos de estética y equipamiento, la Honda VFR 800 X Crossrunner tiene un claro aire de familia con la 1200 X Crosstourer, a caballo entre una moto de trail y una deportiva. La altura del asiento se puede regular entre los 815 mm. y los 835 mm., siempre buscando el confort y la reducción de la fatiga en las largas tiradas por carretera. También está bien pensado para viajar a dúo o con maletas. El cuadro de instrumentos es una pantalla LCD. La pantalla es regulable en la versión 2017 y tiene toma de corriente para enchufar nuestros dispositivos o, por ejemplo, un navegador. Los faros son de LED y cuenta con puños calefactables de serie.

Texto:

Juan M. Muñoz

Fotos:

Honda

Ya está disponible el número 89 de nuestra revista ¡Totalmente gratis aquí!

Número #101: Kawasaki H2R, avión de tierra

Este mes comparamos 2 vehículos con 300cv, la Kawasaki H2R y el Ford Mustang ¿Apuestas quien ganará? También encontrarás nuestras primeras sensaciones con las Royal Enfield Bicilíndricas, el scooter Peugeot Pulsion 125 y la scrambler Macbor Eight Mile. Realizamos la tercera etapa del Giro de Italia a los mandos de la Yamaha Niken GT, analizamos la carrera deportiva de Fabio Quartararo, ponemos a prueba la KTM 350 EXC-F, Alicia Sornosa nos descubre su nuevo capitulo de su aventura por África y estrenamos sección Lifestyle con Husqvarna ¡Descúbrelo ya!