Tecnología para la moto
Opinión: Tecnología para Dummies

No es raro el día que te cruzas con otro motorista y lleva en su casco un intercomunicador, una cámara de acción u otros gadgets. Porque si en el día a día no podemos vivir sin tecnología, cuando vamos en moto... ¡no iba ser menos!

Autor:
Alfredo Partida
Foto:
Alfredo Partida
Publicado el 07/08/2018
Tecnología para la moto

Pero ¡ojo! antes de lanzarte a por el último gadget tecnológico debes saber que tiene sus quebraderos de cabeza. Por eso hoy quiero comentaros una experiencia tipo de “un amigo” sobre las cámaras de acción cada vez más de moda, aunque su uso a veces se complica…

Llevas tiempo mirando webs, comparativas, te sabes todas las características de todas las cámaras y por fin te decides a comprarla. Sales ilusionado con tu cámara de acción y una potente tarjeta de memoria. La pones en tu casco y ¡a rodar! Haces tus plegadas más espectaculares, lo das todo y vuelves a casa con una sonrisa que no te cabe en el casco. Rápidamente vas al ordenador y empiezan los problemas...

La cámara apunta hacia abajo y en tus grabaciones sólo se ve el velocímetro…

¡Mal! Como se entere la parienta de cómo vas con la moto vas a tener problemas...

Lo intentas otro día, esta vez apuntas la cámara más arriba y por fin se ve la carretera

Te vuelves a emocionar rodando a fuego para salir bien en el video con tu grupo de amigos y te llevas algún que otro susto por ir pendiente de la cámara, pero tienes que salir “aparente” en el video. Has estado grabando muchos minutos seguidos y te das cuenta que cada archivo pesa más de 2 Gb. Los copias en el PC pero tarda... Claro, tu ordenador hace 5 años era tope de gama pero ahora, después de tener el disco duro lleno de fotos de la familia, no puede con archivos tan grandes y te acuerdas de tu amigo informático que cada vez que te ve te dice que formatees el ordenador.

Logras pasar algunos archivos al PC, no sin antes tener que reiniciar varias veces y te dispones a editar el video. No quieres complicarte y aunque sabes que hay editores de video muy profesionales, el que viene por defecto en Windows te vale. Empiezas a elegir archivos y claro, todo te gusta, realmente crees has hecho vuelta rápida en tu puerto preferido. Que si esta curva, que sí aquí paso a mi amigo, que si….

Le dedicas horas y horas, varias reprimendas conyugales y en un par de semanas terminas tu obra maestra.  Pero te das cuenta que con el título y créditos el video se te ha ido a más de 10 minutos. ¿Da igual, no? Pues no... guardar este proyecto es toda una odisea, el PC está pidiendo una jubilación anticipada pero le exiges que almacene un archivo de más de 600Mb. Con paciencia, al final lo logras.

Alfredo Partida, Moto1Pro

Por fin… ¡Tienes tu video on-board!

Ahora solo queda compartir. Venga… vamos a Youtube. Lo pones a subir… vaya como tarda… pasa 1 hora, 2… madre mía, no creía que había que tener tanta paciencia.
Por fin se sube…  ¡Ahora a compartir con los amigotes!

Lo envías a tus grupos moteros por whatsapp pero te equivocas y lo compartes de forma privada por lo que tienes varios mensajes de “No puedo entrar”, “No me deja verlo”. Cambias la privacidad del video pero ahora te dicen que no tiene sonido, ¿Cómo qué no? Si he puesto la última canción de David Guetta. Vas a la configuración del video de nuevo y ves que no tienes los derechos de esa canción, por lo que tu video es mudo… ¡¡Noooo!! Eliges una canción que te deja Youtube de forma gratuita pero ya no es lo mismo, con lo bien que quedaban algunas tomas con el estribillo de Guetta...

Y tus colegas, en vez de agradecerte el video empiezan a decirte, pero... ¡Si vas parado! ¡No inclinas nada!

Envías un icono de enfado pero sigue el linchamiento… ¿Has visto cómo te dejo atrás en esa bajada? ¡Vas muy separado! Amigos para esto… Claro, comparan tu video con las tomas on-board de MotoGP con inclinaciones del amigo Marc Marquez cercanas a los 68º... ya sabes que las comparaciones son odiosas.

Así que coges tu cámara de acción, la guardas en un cajón y dices, “bueno ya si eso para la próxima ruta”.

Y ahí sigue tu querida cámara de acción, dos años después de haberla utilizado por última vez, junto con los móviles antiguos.

Texto:

Alfredo Partida

Fotos:

Alfredo Partida

Publicado el 07/08/2018

Ya está disponible el número 89 de nuestra revista ¡Totalmente gratis aquí!

Número #92: Duelo V4

¡Os invitamos a un apasionante duelo italiano en Jerez con las V4 más radicales! Y a un tranquilo paseo urbano en el Quadro, el innovador scooter de cuatro ruedas. Nos adentramos en el Contidrom, analizamos la segunda parte del artículo dedicado a los secretos de la centralita SBK y echaremos la vista atrás para recordar la época dorada de las Yamaha TZ.