rompe radar velolaser
Primera víctima de los nuevos radares Veloláser: ellos mismos

Un hombre de 52 años ha sido detenido el pasado 29 de junio en Castellón por arremeter contra un radar Veloláser, quedando inoperativo.

Autor:
Redacción
Foto:
Publicado el 12/07/2018
rompe radar velolaser

Un hombre de Castellón ha desatado su ira contra los nuevos radares Veloláser, provocando una baja de ellos, en presencia de un Guardia Civil. Este héroe nacional a ojos de muchos, fue detenido en el momento y pasó la noche en los calabozos el pasado 29 de junio, día del suceso.

Los hechos fueron relatados por el propio detenido, quien paró en mitad de la carretera a la altura de la Guardia Civil, donde estaban instalando uno de estos nuevos Veloláser, y tras reconocer “no saber” que le pasó por la cabeza en ese momento (aunque sospechosamente, todos lo sabemos) decidió arremeter contra los dispositivos recaudadores, que tienen más peligro que un indio detrás de un árbol.

"Miles de veces pasé por delante de radares móviles y fijos, y jamás actue hasta el viernes pasado 29 junio 2018, a la altura de la Pelejaneta limitada a 60, pude ver un nuevo radar pequeño pegado a la valla con imanes".

"No pude evitar parar mi vehículo al lado del vehículo del Guardia Civil, y le pregunté amablemente qué límite había. Y me respondió con malas maneras que era problema mío, y le pregunté de nuevo... ¿No te da vergüenza hacer este trabajo? Y volvió a responder con el mismo estilo de antes, que era su trabajo... PUES MIRA QUÉ HAGO CON TU TRABAJO.... lo agarré y golpeé contra el guardarraíl, dos veces fueron suficientes para destrozarlo".

rompe radar velolaser

Tras destrozarlo, uno de los agentes reaccionó de inmediato, solicitando refuerzos.

"Llamó de inmediato a sus compañeros de refuerzo que se encontraban a dos kilómetros pistola en mano, los que acudieron a los 10 minutos, saltando del vehículo dispuestos a machacar, pero les sorprendí por mi estado relajado y sumiso, me esposaron y al cuartel de la Guardia Civil para ficharme por primera vez, donde pasé la noche en el calabozo tras prestar declaración"

El detenido, o justiciero según se mire, ha declarado no tener ningún problema contra la Guardia Civil, sino contra el sistema.

"No ha sido en contra de la Guardia Civil, sino contra el sistema actual político corrupto que quieren hacer partícipe a un grupo de funcionarios honestos, que consiguen poner algo de armonía en las carreteras, además de llegar ellos los primeros a los siniestros. Les dan primas en los sueldos si llegan a los objetivos marcados, etc. No paraban de repetirme que el sistema es así, todos roban. Los radares fijos en algunos puntos negros de las carreteras son beneficiosos y desaparecen. Por allí bien, pero los Radares Móviles son otra cosa muy diferente, buscan puntos débiles donde el usuario está confiado para robarle la cartera".

Nuestro justiciero, ahora, enfrentado a la realidad de la situación, debe costear el dispositivo recaudador Veloláser y ya ha abierto una recaudación de fondos a través de las redes sociales, con el fin de alcanzar los 15.000 euros.

Texto:

Redacción

Fotos:

Publicado el 12/07/2018

Ya está disponible el número 89 de nuestra revista ¡Totalmente gratis aquí!

Número #91: ¡¡¡Las limitadas sin límites!!!

Comparamos dos de las más carismáticas naked homologadas para la licencia A2, disfrutamos del primer contacto con la versión 2019 del exitoso Honda PCX 125 y asistimos a la presentación de uno de los modelos más particulares de Rieju. Analizamos la implementación de una centralita de SBK a una Yamaha R1 y recordamos los tiempos gloriosos de las V-Twin en competición. Y no puede faltar un vistazo a lo más salvaje de Husqvarna y la segunda entrega del osado viaje hasta Mongolia… ¡en 125!