enduro nieve finalndia sobrevivir invierno
Enduro con frío extremo y nieve ¿Cómo sobrevivir?

Las condiciones gélidas y extremas del GP de Finlandia llevan a pilotos y máquinas hasta el límite aguante. Cualquier invento para mantener la temperatura y el cuerpo seco son vitales. Te enseñamos los trucos que usan los pilotos del mundial para no quedarse helados de frío.

Autor:
Nicki Martínez
Foto:
Nicki Martínez
Publicado el 27/03/2018
enduro nieve finalndia sobrevivir invierno

Infierno Blanco

Desde su inclusión en el calendario de EnduroGP, la mítica Païtsi finlandesa se ha convertido en un reto mayúsculo para los pilotos el mundial, la mayor parte de ellos –excepto los nórdicos- poco o nada habituados a las condiciones extremas de esta carrera. Temperaturas gélidas, nieve para aburrir, hartones de hielo, neumáticos de clavos y frío, muchísimo frío, con temperaturas siempre por debajo de los cero grados son la tónica dominante de esta legendaria carrera que, pese a formar parte del mudial sólo desde el año pasado, lleva prácticamente noventa ediciones disputándose en los alrededores del lago Päijäne, sólo interrumpida por las grandes guerras europeas.

Ver como nieva a través de la ventana, en casa, junto al calor de la chimenea, a menudo se recuerda como una de las postales más arropadoras del invierno. Pero por el contrario, estás al otro lado del cristal, en moto y desprotegido, la postal se puede convertirse en tortura. Los organizadores de la Païtsi se encargan muy pronto de dilapidar cualquier pensamiento iluso sobre esta carrera, de hecho en el inicio de una de sus especiales puede leerse el mensaje de bienvenida al Infierno Blanco, dejando claro que ese fin de semana será de todo menos romántico para sus participantes.

¡Un frío bárbaro!

Afortundamente para los pilotos del mundial, el consejo de los pilotos nórdicos y los avances en ropa técnica, hacen un poco más llevadero un Gran Premio de Finlandia que acostumbra siempre a encontrarse con temperaturas gélidas, y cuyos datos, hablan por si solos y  ayudan a hacerse una idea de lo bárbara que es esta carrera, con 800 kilómetros de recorrido en dos días.

Una clásica en su país, aunque sin duda la más atípica de las pruebas del mundial, ya que se trata de una carrera en línea donde los pilotos completan 16 especiales el sábado –dos de ellas de noche-, con más de 12 horas de competición, y 12 especiales más el domingo antes de llegar a Helsinki, punto y final de una prueba que lleva hasta el límite la resistencia de los pilotos y sus máquinas.

Unas condiciones extremas para las que tanto los pilotos como las motos tienen que prepararse si quieren sobrevivir -en el sentido literal de la palabra- a la mítica Paitsi, conocida como ‘La gran aventura finlandesa’.

Objetivo: mantener la temperatura corporal

Y para un reto como este, podría decirse que a la práctica, la forma de actuar y protegerse ante el frío de los pilotos, se asemejaría a los principios básicos que llevan a cabo alpinistas de alta montaña. Lo explicamos. En su interminable inteligencia natural por sobrevivir, el cuerpo humano siempre protege la circulación sanguínea de los órganos vitales, entre ellos el cerebro y órganos principales situados en el tronco. A nivel enérgetico, la cabeza es la parte del cuerpo por donde se pierde más calor y, por lógica, las extremidades -manos y pies- son las partes más alejadas del corazón y por ello las zonas más difíciles donde mantener la temperatura corporal y la irrigación. Hecha esta lección básica de anatomia y comportamiento del cuerpo humano, se hace evidente que la protección frente al frío de cabeza, pies y manos es particularmente especial en este gran premio.

Manos y pies secos y calientes

Guantes gruesos, fundas térmicas de manillar, sobredimensionamiento de los protegemamos y el guardabarros delantero para evitar salpicaduras de nieve y agua, spray de grasa en el guardabarros para evitar la acumulación de hielo y cualquier invento práctico que se le ocurra es bueno para el piloto con tal de mantener las manos secas y calientes.

En muchas casos, una imagen vale más que mil palabras. Y en el GP Finlandia, un simple paseo por el paddock, dejaba apreciar los trucos, algunos de ellos algo rudimentarios, que ayudaban a los pilotos a superar el frío más allá de acercar sus manos a la salida del silencioso para calentar sus manos.

Trajes casi espaciales para los enlaces

Allá donde fueres haz lo que vieres. Casi siempre la respuesta esta en lo que hacen los pilotos locales, los mejores conocedores de la carrera. Y entre ellos, uno de los consejos que más salta a la vista en el GP de Finlandia, es el uso de los trajes térmicos y los grueso pasamontañas de neopreno donde los pilotos se enfundaban para hacer los enlaces hasta las asisistencias. Equipaciones más parecidas a los trajes secos de inmersión en el submarinismo que a las equipaciones habituales en el mundo del enduro.

Neumáticos de clavos, la tracción total

Unas condiciones extremas donde sufren pilotos y también las motos, que en esta singular prueba de apertura del mundial, destacan por montar neumáticos de clavos para nieve y hielo. Un tipo de neumático que, lejos de las creencias populares que puedan tenerse, sorprende por su enorme tracción, muchísimo superior a la de un neumático normal en seco.

Las particularidades del Gran Premio de Finlandia obligan a aplicar la máxima inventiva para proteger del frío a pilotos y motos, y como podría imaginarse también a cambiar por completo la forma de pilotaje. Quién no recuerda el ortodoxo pero efectivo estilo de Mika Ahola sobre la nieve o las palabras de Iván Cervantes mientras preparaba su participaciónen el GP de Suecia: “¡Aquí hasta el panadero del pueblo va más rápido que yo!”. Aquellas eran unas declaraciones en sentido figurado, era la cruda realidad para los pilotos no nórdicos en una superficie totalmente desconocida para ellos.

¡Sienta tu culo en el asiento!

Son muchos los mundialistas que tienen que reeducar su conducción en este tipo de terreno,  ya que con neumáticos de clavos nada como aposentar el trasero sobre el asiento para lograr la máxima tracción. Difícilmente verás a un piloto finlandés, noruego o sueco pilotando de pie sobre los estribos a no ser que lo haga en senderos con tierra a la vista debajo. Lo práctico se impone a lo estético en este tipo de carreras, y por ello lo más habitual es ver como los pilotos utilizan sus piernas como patines. De hecho, la gran mayoría usan las suelas lisas en sus botas para utilizarlas como si de esquís estabilizadores se tratara. Y no es nada extraño encontrar a lado y lado de la rodera principal, los carriles provocados por el deslizamiento de las botas.

Texto:

Nicki Martínez

Fotos:

Nicki Martínez

Publicado el 27/03/2018

Lo más visto

Ya está disponible el número 89 de nuestra revista ¡Totalmente gratis aquí!

Número #110: Beta RR 125: La última de las 2T

Las enduro 2T de 125 empiezan a ser una excepción en los catálogos y por eso cobra más valor la prueba de la Beta RR del octavo de litro. Este número va repleto de entrevistas de nivel; hablamos con Billy Bolt, el primer “Ultimate Champion”, con Joan Barreda antes de partir al Dakar y con Jorge Prado para conocer su lado más humano. Y por supuesto repasamos cómo han sido los ISDE y polemizamos con nuestras habituales secciones que nos acercan la opinión de nombres propios de la especialidad.