Las 5 mejores escenas de cine en moto

Lejos de los estudios de grabación, hubo un buen puñado de espectaculares escenas en moto que marcaron la historia del cine. Estas son nuestras favoritas.

Autor:
4L
Foto:
Productoras de cine
Publicado el 05/04/2017

Si bien es cierto que muchas escenas de acción cinematográficas se desempeñan en estudios de grabación y bajo infinidad de efectos especiales, hay algunas de las acrobacias más icónicas de Hollywood que se vivieron en tiempo real y sin trucos técnicos. Dentro de esas escenas espectaculares del mundo del cine, se han utilizado motos de carretera y offroad, mientras grandes actores y especialistas demostraban que solo hacen falta un par de ruedas para vivir una aventura de las de verdad. Aquí os mostramos cinco de las mejores escenas de acción sobre dos ruedas que marcaron la historia del séptimo arte. Hay más, evidentemente, pero estas son nuestras favoritas. 

1. Steve McQueen y Bud Ekins – La gran evasión (1963)

La Gran Evasión fue una de las mejores películas de la Segunda Guerra Mundial, donde el capitán estadounidense Virgil Hilts, interpretado por Steve McQueen, se escapa de un campo de prisioneros y se apodera de una BMW R75 del ejército alemán, que, en realidad, era una Triumph TR6 Trophy de 650cc pintada de verde oliva. Perseguido por soldados alemanes, Hilts clava un impresionante salto sobre un vallado de alambre de 3,65 metros de alto y casi 13 de largo, antes de pasarse de frenada y acabar chocando contra unos cables. McQueen era un consumado piloto que realizó muchas secuencias de películas sobre una moto. Sin embargo, la acrobacia real fue realizada por el experto piloto Bub Ekins, amigo personal de Steve y piloto en activo de motocross, quien hizo el salto con una moto que no estaba diseñada específicamente para esta escena.

2. Arnold Schwarzenegger y Peter Kent - Terminator 2: El juicio final (1991)

En la secuela de la exitosa serie Terminator, Arnold Schwarzenegger desafía la física con una Harley Davidson Fat Boy de 350 kilos volando y derrapando por el alcantarillado de Los Ángeles. El protagonista intenta proteger al futuro salvador del mundo, John Connor, quien pilota una Honda XR100 con un claro objetivo: escapar del androide de metal líquido al volante de un enorme camión Freightliner. El realismo de esta secuencia sigue siendo tremendamente cautivador aun habiendo pasado 25 años. El salto con la Harley fue realizado por el especialista Peter Kent y le valió para ganarse un puesto en el Salón de la Fama de los Especialistas (Stuntman Hall of Fame).

3. Carrie-Anne Moss y Debbie Evans - Matrix Reloaded (2003)

En el mundo de Matrix hubo una escena que nos puso los pelos de punta: ver una Ducati saltar por el aire mientras protagoniza una persecución a máxima velocidad en una autopista atestada de vehículos. En esta escena, el especialista Debbie Evans, que asume el papel de Trinity (Carrie-Anne Moss), sube a un camión lleno de motos deportivas y, junto con el Creador de Llaves (que tiene llave para todo), se montan en una Ducati 996 de color verde oscuro para realizar una de las persecuciones cinematográficas más espectaculares. La acción de la moto volando por los aires es especialemente asombrosa.

4. Daniel Craig y Robbie Maddison - Skyfall (2012)

Robbie Maddison fue el responsable de doblar a James Bond en la impresionante secuencia de persecución que abre la película Skyfall. Bond pilota una Honda CRF 250 mientras persigue a un mercenario por callejones y tejados de Estambul antes de soltar la moto y tomar un tren. Maddison está entre los mejores pilotos de freestyle de la historia y, sin lugar a dudas, en skyfall mostró todo su talento. “Fue una escena en la que casi me estrello, y la caída hubiera sido muy dura, ya que había un montón de objetos de metal viejos y oxidados por el suelo. No hay duda de que no era un sitio en el que me hubiera gustado montar sin casco”, dijo Maddison. De entre las habituales escenas de acción de James Bond, esta fue una de las acrobacias más célebres.

5. Tom Cruise – Misión Imposible: Nación secreta (2015)

La franquicia que protagoniza y dirige Tom Cruise, Misión Imposible, ya va por su quinta entrega y, pese a que su protagonista, Ethan Hunt, intenta hacer frente al paso del tiempo, las motos siempre han formado parte de la acción de esta serie de espías. Si bien es cierto que en la segunda película de Misión Imposible, Crusie hizo un poco el ridículo al manillar de una Triumph, en su último film, Nación Secreta, logró unas magníficas escenas de acción sobre dos ruedas. La productora consiguió que el gobierno marroquí les cerrara varias carreteras durante varios días para rodar las persecuciones y, montado en una BMW S1000, inicia una persecución sin casco para dar caza a varias motos. Sin lugar a dudas, las escenas tienen muchísima más calidad que las anteriores entregas…

Texto:

4L

Fotos:

Productoras de cine

Publicado el 05/04/2017

Lo más visto

Ya está disponible el número 78 de nuestra revista ¡Totalmente gratis aquí!

Slider CSS - An automatic Slider only with CSS

Número #78: Misil azul - Suzuki GSX-R1000

Probamos la nueva GSX-R1000 y 1000R, las Honda X-ADV y Rebel 500 y la Triumph Bonneville T100. Además, te recordamos la apasionante historia de la Suzuki RG500 y la gesta de Ricky Carmichael al doblar al mundo. También analizamos las diferencias entre compuesto y carcasa, dos conceptos que suelen confundirse cuando hablamos de neumáticos.