Una locura llamada Motonavo

La séptima edición del Festival de la Moto de Begíjar, Motonavo 2018, ha sido un éxito sin precedentes. Carreras urbanas, competición stunt y conciertos pusieron a este pequeño pueblo de Jaén en el epicentro del motor durante un fin de semana.

Autor:
Jorge Torrecillas
Foto:
Juan Carlos González
Publicado el 18/04/2018

Reunir a más de 6.000 personas en la pequeña localidad jienense de Begíjar no es fácil. Motonavo 2018 lo ha conseguido con una propuesta rompedora y muy atractiva para los amantes de las dos ruedas.

Aunque el nombre de Motonavo resulte cuando menos cómico es cierto que tras este festival hay mucho trabajo serio. Capitaneados por Trino, Diego Soriano, este Club  Deportivo del mismo nombre se deja la piel para llevar a buen puerto durante un fin de semana una propuesta motera irrechazable. Este año como aliciente se abría el Trofeo Andaluz de Velocidad Urbana con presencia de Scooter y Pit Bikes, además de la categoría 12+1 donde los periodistas del sector nos batimos el cobre en el trazado urbano acondicionado para la ocasión.

Por si fuera poco  se disputó el Open Internacional de Stunt Riding con victoria del portugués Carlos Jorge de Jesus Oeiras. Por la noche los conciertos de versiones y Medina Azahara terminaron de poner el broche de oro al fin de semana.

12+1 periodistas a cuchillo

Mientras los miles de asistentes disfrutaban de unas jornadas festivas en el paddock un grupo de aguerridos periodistas y probadores de motos especializados esperábamos nuestro momento. Los amigos de Rino Bike Granada nos habían preparado 12+1 IMR de 160 cc, todas iguales, para disputar la carrera homenaje a Ángel Nieto. Motos pequeñas, sí, pero el correr entre bordillos, alcantarillas y farolas ponía un extra de riesgo y emoción.

Ismael Bonilla, como era lógico, fue el más rápido desde el principio, aplastando el crono en tiempos casi tan bajos como los de los chavales del Andaluz con motos preparadas hasta los dientes y con 30 kilos menos de peso. Tras él José Benavente, Marcos Gil y un servidor conformábamos el grupo de cabeza. Entrenamientos libres y dos cronometrados nos permitieron conocer el circuito y las motos e ir bajando tiempos hasta ser realmente competitivos. Dos carreras al estilo SBK decidirían todo.


La emoción era muy intensa. El ser motos pequeñas no resta ni un ápice al ambiente de carreras. Banderazo de salida y gas. La primera carrera fue muy rápida, pero bajo el guión. Con victoria de Bonilla y segundo puesto de Gil. La tercera plaza fue in extremis para Benavente al que a punto estuve de rebasar en la última curva.


En la segunda carrera hubo una melé en la primera curva con mis tres rivales involucrados. Yo quedé con la moto parada y calada por no pisarles y nos quedamos detrás. Hubo que correr en remontada y llegué a estar delante hasta que Marcos Gil con un ritmo demoledor se pudo en cabeza. ¡Acabé segundo y segundo en el cómputo final! Un honor  subir al podio en esta primera carrera homenaje al Maestro.


Sin duda el Festival de la Moto de Begíjar  se ha convertido en un lugar de peregrinación anual imprescindible. ¡Nos vemos el año que viene por allí!

Texto:

Jorge Torrecillas

Fotos:

Juan Carlos González

Publicado el 18/04/2018

Lo más visto

Ya está disponible el número 89 de nuestra revista ¡Totalmente gratis aquí!

Número #96: ¡Salto al Hiperespacio!

La Suzuki SV es una de esas motos que jamás pasa de moda. En el número 96 probamos la versión neo-retro la popular bicilíndrica. La Kawasaki H2, que es todo lo contrario; una bestia capaz de saltar al hiperespacio. También descubrimos lo último de KYMCO, el People S, un rueda alta tranquilo y elegante y repasamos qué ha dado de sí el primer cuarto de siglo de Dorna al frente del Mundial de Velocidad. Y como siempre, nuestras secciones de opinión y un vistazo a lo último en off-road.