Moto1pro
Chaquetas para moto: tus mejores aliadas

Chaquetas para moto: tus mejores aliadas

Si hay algo imprescindible en la indumentaria de un motorista es la chaqueta de moto. Existen diferentes tipos de chaquetas para moto y hoy te las queremos presentar.

Redacción
Archivo
21/10/2022
Chaquetas para moto: tus mejores aliadas
Redacción
Archivo

21/10/2022


Al montarte en una moto es muy importante prestar atención a la ropa que llevas. Hay prendas imprescindibles y otras no tanto, aunque desde moto1pro aconsejamos siempre ir todo lo protegido que se pueda.

Las chaquetas de moto son una de esas prendas imprescindibles, las que no puede faltar en nuestra indumentaria independientemente de la temperatura que marque el termómetro.

Porque ahora es fácil, el frío azota y no solo la necesitamos sino que la deseamos y en la vida se nos ocurriría ir sin ella. Pero cuando suben las temperaturas hay usuarios que se desprenden de esta prenda tan importante.

Una chaqueta de moto debe de contar con protecciones y un material que plante cara a la abrasión en caso de caída. En el mercado cada vez hay más modelos y están repartidos en siete tipos de chaquetas. Estamos seguros que alguna de ellas encaja en tu perfil.

Chaquetas de moto touring

La chaqueta de moto Touring es una chaqueta polivalente, cómoda y siempre dispuesta a cubrir largas distancias en viajes. 

Suelen contar con cuatro bolsillos en la parte delantera, protecciones en hombros y codos. Aunque algunas también tienen protección en la espalda, muchas de ellas cuentan con un “bolsillo” para montar tu propia espaldera.

En muchos casos cuentan con cremalleras que abren paso a una ventilación para evacuar el calor en caso de altas temperaturas. También tienen un forro térmico desmontable.

Todas estas características la convierten en la chaqueta de moto más versátil del mercado. Tal vez, si solo pudiéramos tener una chaqueta, la tipo Touring sería la mejor elección.

Aunque la mayoría son "tres cuartos", puedes encontrar en el mercado chaquetas touring cortas.

Chaquetas para moto: tus mejores aliadas

Chaquetas para moto deportiva

Lejos de ser versátiles, esta prenda está centrada en el uso de moto deportiva. Su idiosincrasia de prenda técnica limita su uso a este tipo de moto y pecan de incómodas.

Esta chaqueta de cuero o piel suele ser una chaqueta muy corta, cuenta con todo tipo de protecciones y podrás encontrar alguna en el mercado que monte forro desmontable.

En cuanto a la ventilación, por norma general no cuentan con ella a no ser que escojas una con material perforado.

Son tipo armazón y eso nos limita mucho los movimientos pero nos garantiza éxito en caso de caída. En ningún caso son impermeables.

Chaqueta de moto ventiladas

Este tipo de chaqueta es la que habitualmente conocemos como chaqueta de verano. Cuenta con materiales muy ligeros y una tecnología que mejora con el paso del tiempo convirtiéndose así en el aire acondicionado del motorista. Sí, no es una exageración. Se pasa más calor en manga corta en verano en una moto que luciendo una chaqueta ventilada.

Sus materiales ligeros y perforados unidos a un sistema de ventilación hacen que el calor de paso a un gustoso “frescor”. Eso sí, su material fino cuenta con poca resistencia a la abrasión aunque contemos con protecciones.

Se suelen fabricar en colores claros para no ayudar a los rayos de sol a aumentar su temperatura.

Chaqueta de moto clásica

Este tipo de chaqueta vintage está destinado al uso de moto clásica o custom. Suele ser  de piel negra aunque los fabricantes ya se están animando a realizarlas en distintas tonalidades.

Al ser de piel cuentan con una buena capacidad de abrasión y cuentan también con protecciones en codos y hombros pero nunca tan técnicas como en el caso de una chaqueta deportiva.

Aquí prima el diseño. Ir como un pincel con tu moto, eso sí, siempre protegido. Algunas cuentan con forro interior lo que las convierten en una chaqueta “para todo el año”.

Depende que tipo de moto conduzcas optarás por una chaqueta más corta tipo bomber o ¾.

Chaqueta de moto trail

Similares a las chaquetas de moto touring, las enfocadas a trail son algo más ligeras y tienen un diseño más aventurero con toques deportivos utilizando colores más “frescos” .

Suelen contar con gran número de bolsillos, forro térmico, capa impermeable, ventilación con sistema de cremalleras y protecciones similares a una touring.

Si eres usuario de moto trail la polivalencia y versatilidad de una chaqueta trail cubrirá el uso durante las cuatro estaciones.

Chaquetas de moto urbanas

Si vas a trabajar en moto a una oficina no es de recibo ir de colorines. Para esto existen chaquetas con diseño elegante que pueden pasar por prendas de vestir.

Su uso para el día a día está enfocado para todo tipo de moto y sobre todo para scooters. Cuentan con protecciones en hombros y codos, son discretas y harán buen servicio en caso de accidente ya que están confeccionadas con materiales resistentes a la abrasión. Son modelos ¾ y suelen utilizar el negro en sus diseños.

Chaquetas de moto impermeables

Más que chaquetas en sí, esta prenda está diseñada para poner sobre nuestra chaqueta si no contara con capa impermeable.

Son muy livianas, no cuentan con protecciones y suelen estar diseñadas con colores llamativos para mejorar la visibilidad en días lluviosos.

Son fundamentales si nuestra chaqueta es de piel y no queremos acabar como una sopa.

Chaqueta de moto off-road

De estética similar a las chaquetas trail, las chaquetas para hacer off-road, sobre todo enduro, son más ligeras y a su vez más resistentes.

Cuentan con bolsillos, no tienen forro y existen con o sin protecciones ya que el usuario suele llevar debajo la indumentaria off-road con su peto.

Su ventilación está muy bien estudiada para evacuar el calor de nuestro cuerpo tras la práctica del ejercicio y no son impermeables precisamente para poder filtrar el sudor hacia el exterior.

Y hasta aquí nuestro repaso a todos los tipos de chaqueta de moto. No olvidéis que el mercado ofrece una cantidad de modelos remarcable por cada tipo de chaqueta aquí presentada. Estamos seguros que darás con la tuya.