Cambio de pastillas de freno de la moto
Cómo cambiar las pastillas de freno de tu moto

Las pastillas de freno de tu moto están expuestas a desgaste. Puedes cambiarlas tú mismo con algo de habilidad mecánica y siguiendo estos consejos que te damos.

Autor:
Moto1Pro
Foto:
Moto1Pro
Publicado el 11/05/2018
Cambio de pastillas de freno de la moto

Las pastillas de frenos de tu moto se desgastan cada vez que pulsas la maneta o el pedal. Dentro del mantenimiento de tu moto, cambiar las pastillas de freno es una tarea relativamente sencilla si sigues estos consejos y tienes algo de habilidad mecánica, herramientas y espacio adecuado. Además vamos a aprovechar que sustituiremos estos elementos para limpiar bien la pinza del freno y, más importante, los bombines que empujan las pastillas contra el disco.

Los síntomas de desgaste de las pastillas de freno son muchos, pero lo más evidente es hacer una inspección ocular y ver su grosor. Las traseras las verás sin ningún problema, pero las delanteras, según sea el diseño de tu moto, a veces se hacen más de rogar. Puedes ayudarte con una linterna o con un espejo si sólo puedes verlas desde la parte inferior. No esperes a revisar los frenos de tu moto, va en ello tu seguridad y no merece la pena escatimar en este elemento, ¿no?

Pero tienes más síntomas para comprobar el estado de las pastillas de freno, otro muy evidente es ver que de repente el nivel del líquido de frenos ha bajado considerablemente (esto se mira en el depósito que tienes en el manillar y en la parte trasera de la moto). Esto es debido que al desgastarse las pastillas, los pistones que las empujan están más expandidos y hay más capacidad en el circuito hidráulico, haciendo que baje el nivel.

No esperes demasiado a cambiar las pastillas de freno de tu moto

También unas pastillas desgastadas suenan y pierden efectividad, otro síntoma, en este caso más extremo… Las llevas al límite, o peor, no tienes y está en contacto el soporte de la pastilla con el disco, estropeando éste último.

Para cambiar las pastillas de freno debes comprar obviamente unas nuevas. Puedes tirar de recambio oficial o bien irte a otros fabricantes como Galfer, Brembo, EBC… Mira bien la referencia de las de tu moto y también las características de éstas, las tienes para un uso corriente, competición, más duras, más blandas… Depende del uso y características de tu moto y aquí te recomendamos que hables con tu suministrador de repuestos para que te recomiende las que más se adapten a tus necesidades o bien que consultes sus características si las compras por Internet. Verás, eso sí, una diferencia de precio espectacular entre las originales y las de la industria auxiliar.

Cambio de pastillas de freno de la moto

Cambiar las pastillas de freno

Para cambiar las pastillas de freno de la moto no necesitas muchas herramientas. En casi todos los casos te valdrá con un juego de llaves de vaso, llave allen y un destornillador grande.

Nosotros te recomendamos que desmontes toda la pinza, irás más cómodo y nos permitirá limpiarla bien por dentro.

Afloja y retira primero el tapón que protege el allen del tornillo pasante que fija las pastillas a la pinza; esto lo harás en la mayoría de los casos con un destornillador plano grande. Una vez retirado y todavía con la pinza montada, afloja el allen del tornillo pasante de las pastillas. Es más cómodo hacerlo así porque podrás aplicar más fuerza, que si lo intentas con toda la pinza en la mano. No retires este pasador de momento, espera a haber retirado la pinza para que no se te caigan las pastillas. Ahora afloja y retira los dos tornillos que fijan la pinza al tren delantero o trasero de tu moto. Estarán duros y posiblemente algo sucios. Si tienes problemas aplica algún producto lubricante, pero ten mucho cuidado de no contaminar los discos de freno. Siempre papel a mano.

Con la pinza en la mano, termina de retirar el tornillo pasante y desmonta las pastillas viejas. Ten mucho cuidado porque encontrarán unas piezas metálicas en su interior que sirven para que la pastilla se aloje correctamente dentro de la pinza. Mira bien su colocación, retiralas y vamos a limpiarlo todo bien. Nosotros te recomendamos un producto desengrasante o bien un multiusos tipo WD40.

Limpieza del interior de la pinza del freno de la moto

Mira bien los pistones que empujan las pastilla contra el disco. Puedes sacaros un poco más bombeando con mucho cuidado con la maneta o el pedal. Ojo, no los saques del todo y aprovecha que están muy expuestos para limpiarlos y engrasarlos (un aceite multiusos es suficiente). Esto te valdrá para que vaya todo el conjunto de frenos mucho más suave y, sobre todo, que los pistones se retraigan sin problemas cuando estás dejando de frenar y no se queden las pastillas en contacto con los discos. Termina de limpiarlo todo bien, seca bien con papel para que no queden restos de lubricante que puedan contaminar las pastillas o los discos y ya estamos preparados para montar las nuevas.

Antes de sacarlas del envase, comprueba con las pastillas viejas que las nuevas son idénticas. A veces una misma referencia puede tener alguna modificación… Y por aquello de si tenemos que devolverlas y cambiarlas por otras.

En las pastillas viejas es posible que tengas unas chapas y elementos que te podrían valer. Son algunos elementos que sirven para que el calor de la fricción de la pastilla con el disco no se propague hacia la pinza y el líquido de frenos. Si tienes estas chapitas, desmóntalas de las pastillas viejas, limpia todo bien, y móntalas en las nuevas. Si están muy deterioradas tendrás que comprar estos elementos, pero en condiciones normales te podrán valer.

Colocacion pastillas de freno de la moto

Al montar las pastillas fijate bien en sus ubicaciones. Por regla general van alojadas en unas pequeñas chapitas metálicas que sirven de fijación. En la parte media tienen otras chapas que hacen algo de tensión sobre la pastilla y la dan algo de flotabilidad. Y en la parte delantera van fijadas con el tornillo pasante. Más o menos tres puntos de apoyo. Estas chapas deben de estar bien colocadas en su alojamiento, pero es muy evidente como van montadas.

Los pistones de la pinza de freno de la moto

Un consejo más, recuerda que tienes los pistones que empujan las pastillas muy expandidos. Tienes que retraerlos para que tengas más espacio de trabajo. Como los tienes muy limpios casi con los dedos podrás hacerlo. Si no con un alicate grande, una tenaza pico pato, o algo similar. Otro consejo, como estás retrayendo los pistones, el líquido volverá a su depósito… Comprueba que tiene espacio para ello, si lo rellenaste a tope tendrás que abrir la tapa y sacar algo de líquido de frenos. Te puedes ayudar con una jeringuilla grande o con un macarrón fino aspirando un poco. Ojo que el líquido de frenos es muy corrosivo, papel para que no se derrame y ojo que no entre en contacto con tus manos, mucosas, etc…

Si hablamos de la pinza delantera, muévela un poco antes, recuerda que es flotante y que podría estar algo encajada con el uso.

Tenemos ya las pastillas montadas, los pistones retraídos, la pinza delantera desbloqueada y estamos listos para montarlo todo de nuevo. La operación es la inversa a su desmontaje. Fija los tornillos de la pinza, termina de apretar el tornillo pasante de las pastillas y pon el tapón que protege el tornillo pasante. Mete la pinza con mucho cuidado, el disco entre las dos pastillas y comprobando siempre que en esta acción no saquemos las pastillas de su alojamiento posterior, tiene que entrar todo suave y sin tener que hacer fuerza para nada. Si estás forzando es que tienes algún elemento fuera de su ubicación.

Comprueba el nivel del líquido de frenos

Una vez montada tendrás que acercar las pastillas hacia el disco. Pulsa con suavidad la maneta o el pedal, comprueba que tienes líquido de frenos suficiente porque nuevamente bajará su nivel. Bombea poco a poco y verás como el circuito va cogiendo presión. Comprueba una vez más el nivel del líquido de frenos, y si está bajo, reponlo.

Depósito líquido de frenos de la moto

Gira la rueda y comprueba que todo esté bien, es normal que las pastillas suenen un poco al principio hasta que se adapten bien a los discos. Ahora es el momento de salir suave con la moto y rodarlas un poco, acelerando y frenando suavemente con ellas. Si el tacto de los frenos es esponjoso y debes purgar, tienes otro problema y te detallamos su solución en este otro reportaje.

Texto:

Moto1Pro

Fotos:

Moto1Pro

Lo más visto

Ya está disponible el número 89 de nuestra revista ¡Totalmente gratis aquí!

Número #98: ¡Escucha la llamada de la aventura!

En un número cargado de novedades hemos asistido a las presentaciones de la Honda CBR 650 R y CB 650 R, la viajera Kawasaki Versys 1000, la agresiva KTM 690 SMC-R, la retro Triumph Speed Twin y la sorprendente Zontes T310. Hablamos con el máximo responsable de Peugeot en nuestro país y analizamos el cómo y el porqué parece estar saliendo Yamaha de su crisis en MotoGP. Además de nuestras habituales secciones, un comparativo entre las reinas del MX y un viaje muy especial en busca de los mejores castillos castellano-leoneses.