Moto1pro
Márquez y Viñales en pista

Viñales y Márquez estallan, por fin

Todos esperaban, desde la pretemporada, un año de MotoGP a cara de perro entre Marc Márquez y Maverick Viñales. El "pique" ha llegado mal y tarde; y lo que es más importante: puede que no gane ninguno de los dos.

Redacción Moto1pro
Diego Lacave
Foto Fecha01/07/2017

Hablamos de:

Márquez y Viñales en pista
Redaccion Moto1pro
Diego Lacave
Foto

fecha01/07/2017


Las imágenes no nos daban demasiadas claves en pleno fragor del cronometrado oficial. Durante la Q2 hemos visto un lance de pista entre Marc Márquez y Maverick Viñales; tras el cual, las declaraciones del de Rosas han levantado la polémica: “Él ha frenado contra mi moto, es difícil no hacer eso a posta; es algo que me guardo para el futuro”. Márquez ha asegurado que le ha pedido perdón a Maverick pero que desde el casco no podía hablar de nada; y que lo único que le importa es que sale el primero en un circuito donde adelantar es muy difícil. También ha señalado, el de Cervera, que lo más positivo de todo es qe ambos "han acabado encima de sus motos" y desde el primer momento ha querido descargar de tensión lo que había sucedido. Pero no lo ha conseguido, claro.

El pique existe y está en todo lo alto. No es nada pasajero ni se olvidará fácilmente. Viene de más lejos aún que la foto que ilustra este artículo (los test de pretemporada en Australia) y se alimenta sobre la base de lo que Viñales ha tenido que luchar para ganarse un puesto en un equipo de fábrica que le permitiera conquistar el título de MotoGP. Ambos se tienen apuntada la matrícula hace tiempo. 

Pero el problema no es solamente su rivalidad: el problema es MotoGP. Este año está más abierto que nunca; y los errores no forzados de los que deberían estar liderando la tabla están marcando la temporada. A estas alturas del cuento, después de gomas y chasis, perderse en la rivaidad contra un solo piloto puede hacer que ganen mucho, todos los demás. Empezando por el que, contra todos los pronósticos, va líder; pasando por uno que tiene más experiencia que nadie y acabando por dos que tienen problemas pero pueden dar un salto adelante en cualquier momento. Tanto Marc Márquez (que sin duda ha querido mandar un recado al de Yamaha) como Maverick Viñales (que ha tomado el guante sin complejos) llevan, en 2017, más fallos de los que se puedn permitir. Y uno quiere cumplir con su feudo, mientras el otro quiere reconquistar el liderato, saliendo desde muy atrás, este domingo. Esta noche se irán a dormir con un cabreo que no les ayudará para nada en la búsqueda de sus objetivos.