Moto1pro

Vídeo: Vídeo | Prueba Yamaha MT-10 2022: ¿la mejor naked deportiva?

Publicado el 17/03/2022

La Yamaha MT-10 apareció en 2016, estrechamente derivada de la deportiva R1, y le venía bien una renovación entre otras cosas para poner su motor al día (Euro5). Lo que no esperábamos es que esta moto, con cambios sutiles (bueno alguno no tan sutil), diera un salto tan notable… Os podemos anticipar que nos ha gustado mucho: ¡hacía tiempo que no nos divertíamos tanto probando una moto!

En síntesis, hay tres grandes cambios en la nueva Yamaha MT-10: el motor, la electrónica, y la bomba de freno. Lo último quizás te sorprenda pero era una asignatura pendiente y la verdad es que tras la llegada del primer modelo en 2016 lo podían haber incorporado sin más. Como no lo hicieron muchos usuarios la cambiaron por su cuenta. Esta Brembo radial sí es digna de esta moto. Los cambios en el motor llegan más a fondo de lo que parece: sigue siendo el tetracilíndrico “CP4” derivado de la deportiva R1, pero se diferencia más. Yamaha ha cambiado las bielas de Titanio por unas de acero y ha aumentado el peso del cigüeñal, entre otros detalles (casi la mitad de piezas del motor son específicas de esta moto frente a la R1). 

Podéis leer la prueba al completo aquí: Nueva Yamaha MT-10 2022.

Relacionados