Yamaha XV950R

Las mejores motos custom A2 de 2020

Las motos custom para el carnet A2 pueden ser una excelente puerta de entrada al mundo de las dos ruedas. Motos con personalidad, de fácil manejabilidad y mucho estilo. Perfectas para ganar experiencia y soñar con grandes, poderosas y ansiadas V-Twin.

Autor:
R. Ruiz
Foto:
Marcas
Publicado el 03/08/2020
Yamaha XV950R

Si buscas una moto para el carnet A2 es probable que ya hayas visto que el mercado está lleno de opciones. En cuanto busques un poco verás que hay motos naked para el A2, motos deportivas A2, motos trail A2, etc, etc, etc. Y sí, también hay motos custom para el carnet A2, por lo que las alternativas son aún mayores.

Las motos custom A2 son una excelente opción para quien quiere comenzar a ganar experiencia sobre dos ruedas. En esta categoría hablamos de motos ligeras y fáciles de manejar, con una altura de asiento reducida, por lo que es más fácil sentir confianza sobre ellas, y con pocas inercias. Una vez que ya tengamos una elevada experiencia ya podremos optar más adelante por pesadas y grandes motos custom de enormes motores V-Twin, si así lo deseamos.

Es importante recordar que cuando buscamos una moto válida para el carnet A2 tenemos dos opciones. Por un lado, elegir una moto cuya potencia máxima sea de 35 kW (47 CV) o, por otro, escoger una moto con una potencia no superior a 70 kW y que pueda ser limitada a 35 kW de manera expresa para ser conducida con el carnet A2. De esta manera las opciones se amplían y no has de conformarte con motos de baja cilindrada y potencia, sino que siempre puedes recurrir a motos con más motor, limitarlas durante los dos años del carnet A2, y después deslimitarlas para disfrutar de todo su potencia.

Echando un ojo al mercado de las motos custom válidas para el carnet A2, destacamos aquí algunas de las mejores opciones a las que podrías recurrir sin temor a equivocarte.

Benelli 502C

Benelli 502C

Benelli nos ha sorprendido últimamente con modelos altamente atractivos y capaces de llamar la atención no solo por sus líneas atrevidas y personales, sino también por ofrecer una más que interesante relación calidad/precio. Al motor 502 le ha sacado mucho partido y a la Benelli 502C le sienta de maravilla. Estamos ante una custom con líneas del siglo XXI, de enorme depósito de combustible (21 litros) y un asiento prácticamente en el aire que, quedamos o no, nos recuerda a la Diavel de Ducati. No tiene grandes ayudas electrónicas pero lo cierto es que tampoco las necesita. Es una moto esencial, con una posición de conducción bastante lógica, los pies adelantados pero no en exceso, y con un asiento muy bajito, por lo que no tendrás problemas para llegar con los dos pies al suelo sea cual sea tu estatura.

Harley-Davidson Street 750

Harley Davidson

La Harley-Davidson Street 750 es sin lugar a dudas la puerta de entrada al mundo Harley. Y junto a ella, también, su hermana Street Road 750. Como no podía ser de otro moto se propulsa mediante un motor V2 porque, aunque sea la pequeña de la familia, no deja de ser una Harley. Ambas son sin duda los modelos más globales de la firma americana, sobre todo pensando en Europa y su carnet A2. Tanto una como otra equipan horquilla invertida, un chasis algo más ágil y deportivo que el del resto de las Harley y una postura de conducción más convencional. La Street Rod está algo más preparada que la Street 750, con algunos detalles exclusivos y una estética algo más deportiva.

Honda Rebel 500

Honda Renbel

Para muchos la Honda Rebel 500 es por definición la moto custom del A2. Está 100% orientada a los usuarios de carnet con limitación de potencia y, aunque vio la luz en 2017, rescata un modelo muy popular de los años 80. La base mecánica es la de un motor de dos cilindros en línea de 471 cc. con el que se han conseguido altas dosis de par y, sobre todo, una enorme suavidad de funcionamiento. Es una moto de escasa altura del asiento al suelo y ligera, con el tamaño exacto para desenvolverte en tu día a día sin problemas. Se caracteriza por unas ruedas gordas, tipo “bobber”, que se complementan con un manillar ancho y un pequeño depósito de combustible de 11,2 litros de capacidad.

Kawasaki Vulcan S

Kawasaki Vulcan S

La Vulcan S de Kawasaki es toda una clásica si hablamos de motos custom destinadas a conductores que se inician con motos de media cilindrada. Ha sabido adaptarse a la evolución del mercado para seguir entre una de las motos de mejor relación calidad/precio del mercado pues su equipamiento es bastante competitivo. El motor es un bicilíndrico en paralelo de 650 cc. refrigerado por agua, más que probado en modelos como su hermana Versys 650. Es, la mires por donde la mires, una moto accesible en todos los sentidos. De líneas suaves y redondeadas que además puede ser personalizada con versiones como la Vulcan S Performance, más deportiva, y la Vulcan S Tourer, de mayor espíritu viajero y con maletas incluidas.

Yamaha XV950R

Yamaha XV950R

Una moto con un diseño de esos que podríamos denominar “neo retro”. Es decir, con una base que cumple con los cánones de las motos más clásicas, pero con un diseño innovador y soluciones tecnológicas actuales que lo hacen todo más fácil. Monta un bicilíndrico en V a 60º de 942 cc y 80 Nm de par, un pequeño depósito de 12 litros de capacidad en forma de lágrima y una zaga minimalista que la convierte en toda una bobber. Yamaha creó esta moto con idea de dar un lienzo en blanco a quien se hiciera con ella y para ello pone a nuestra disposición un amplísimo repertorio de accesorios originales con los que personalizarla a nuestro antojo. Aquí tienes la prueba de la Yamaha XV950R Bolt.

Zontes V310

Zontes

Estamos ante un modelo a medio camino entre las motos naked y las motos custom, pero si tenemos en cuenta que la firma asiática la R-310 es la “desnuda” de la familia, esta Zontes V310 es sin duda la de mayor espíritu cruiser. De una moto monocilíndrica de 300 cc y 38 CV no cabe esperar reacciones explosivas, pero el concepto y sobre todo la vocación de ofrecer sensaciones a pesar del cubicaje están ahí. Cuenta incluso con dos modos de conducción, Eco y Sport, y el comportamiento de su chasis transmite sensaciones de moto de mayor calado. Ergonómicamente es una de las motos más bajitas de su segmento por lo que incluso los menos expertos se sienten a gusto a sus mandos. La estética, afilada y futurista, es indudablemente personal y no pasa desapercibida: o te encanta o la detestas. 

Relacionados

Te puede interesar

Ya está disponible el número 89 de nuestra revista ¡Totalmente gratis aquí!

Número #118: Moda Retro

En el número 118 de Moto1Pro demostramos que lo vintage nunca ha pasado de moda. Probamos la Harley Davidson Iron 1200 y la BMW R18, unas motos que rompen cuellos a su paso. Os contamos la historia del motor R boxer de BMW y os enseñamos los 10 cascos vintages que están a la última. Y, para los más racing, traemos la Kawasaki Z H2 y un reportaje con las RR del siglo XX vs las RR del siglo XXI ¿Necesitas más? Equipamiento, tu opinión cuenta, el niño de la curva… ¿Depósito lleno? ¡Arrancamos!