Yamaha Cygnus X 125

Scooter 125 de segunda mano ¿Cuál me compro?

Un scooter 125 es la herramienta perfecta para solucionar los desplazamientos diarios. Si buscas un scooter 25 de segunda mano aquí tienes unos consejos y unas cuentas propuestas para acertar con tu próxima adquisición.

Autor:
Redacción Moto1Pro
Foto:
Marcas
Publicado el 24/02/2020
Yamaha Cygnus X 125

Si tienes que moverte cada día por ciudad un scooter 125 le soluciona la vida a cualquiera. Quizá por eso hayas empezado a leer este artículo. Un scooter de segunda mano siempre es una buena opción, sobre todo si va a ser tu primera moto o si quieres cuidar la economía. El mercado está lleno de buenas opciones que pueden resolver tus desplazamientos diarios con libertad, agilidad y mucha practicidad. Además, con consumos reducidos para que además te resulte barato.

Si estás pensando en comprar un scooter de segunda mano, te puede interesar:


Pero en el mercado de los scooters 125 de segunda mano hay tantas opciones, tantísimas, que quizá no sepas muy bien cuál te conviene más. Ya sea porque tienes el carnet A1 de moto o el B de coche con más de tres años de experiencia, podrás acceder a infinidad de scooters de 125 cc de diferente tipo.

Pero, de todos los scooters 125 de segunda mano que hay en el mercado ¿Cuál me compro? La respuesta es la misma que si nos estuviéramos planteando comprar un scooter nuevo: depende. Depende del uso que le vayas a dar a ese scooter y depende de tu presupuesto. Pero además, en este caso, depende también de la oferta de segunda mano que haya en tu zona.

Partiendo de esta base, vamos a ver cómo son los diferentes segmentos que puedes encontrar dentro de la categoría de los scooters de 125 cc, pues aunque pueda parecer una familia pequeña, como ahora verás puede haber opciones muy diferentes, y cada una se adaptará a un tipo de necesidades. Para encontrar un compromiso interesante entre precio y estado de conservación, vamos a poner ejemplos de modelos que tengan unos 10 años de antigüedad.

KYMCO Like 125

Qué tener en cuenta al comprar un scooter de segunda mano

Muchas de las recomendaciones que debemos tener en cuenta al comprar un scooter de segunda mano coinciden con las recomendaciones que te ayudarán a comprar una moto de segunda mano. Es decir: kilometraje, estado mecánico, precio, mantenimiento que ha seguido, posibles desperfectos, etc.

Pero en un scooter hay que tener en cuenta que los golpes o caídas pueden pasar factura con una especial importancia. Un scooter, al estar envuelto en una carrocería plástica, es especialmente vulnerable a los golpes, pues sus plásticos se desencajan fácilmente al recibir algún impacto. No solo se pueden arañar o romper, sino que los ajustes entre ellos pueden descolocarse quedar sueltos. Este es un problema difícil de solucionar, a no ser que se opte por reemplazar dichos plásticos. Algo que no siempre se hace. Estos plásticos desencajados pueden producir ruidos y vibraciones, algo que en muchos casos solo podrás descubrir si pruebas el scooter por ti mismo. 

Scooters 125 económicos de segunda mano

Como en todo, en este segmento también hay niveles de equipamiento, calidades y precios. Los scooters económicos son los más básicos de todos, los que utilizan una tecnología más sencilla, materiales de menor calidad y ofrecen además unas prestaciones más modestas. Son los scooters más baratos que podrás encontrar en el mercado de segunda mano, pero también los que tienen envejecen más rápido y peor, sobre todo si han vivido siempre a la intemperie.

Por poner un ejemplo de buenos scooters 125 económico que podrían ser buenas adquisiciones, pondremos dos ejemplos:

  • KYMCO Like 125

El KYMCO Like 125 fue uno de los modelos más populares de su momento entre los scooters 125 económicos de corte urbano. Un scooter accesible, con plataforma plana y baúl trasero de serie. Un modelo bien equipado si tenemos en cuenta su precio y que no olvidaba buenos detalles, como las estriberas plegables para el pasajero. Hoy lo puedes encontrar por menos de 1.000 euros.

  • SYM Fiddle 125

La próspera saga de los Fiddle siempre ha sido un éxito en las filas de SYM, tanto que hoy día sigue vigente con el Fiddle III. Si retrocedemos en el tiempo el SYM Fiddle II también vivió su momento de gloria como scooter económico de corte urbano. Un scooter que ofrecía una buena capacidad de carga a pesar de sus contenidas medidas. Hoy lo puedes encontrar por menos de 1.000 euros.

Honda Lead 110

Scooters 125 urbanos de segunda mano

Entre los scooters 125 de corte urbano hay de todo, desde los económicos que acabamos de ver hasta otros modelos que ofrecen mejores acabados y calidades, aunque eso hiciera incrementar su precio. Todos ellos son modelos ágiles, ligeros y fáciles de manejar, para los que no hace falta ningún grado de experiencia al no ser nada exigentes. Están especialmente pensados para abrirse paso en el tráfico urbano con la mayor facilidad posible. En este caso, al contar con materiales de mayor calidad, el envejecimiento por lo general se suele llevar mejor. Aquí tienes dos ejemplos:

  • Honda Lead 110

El Honda Lead 110 ha sido una de las mejores apuestas de Honda de los últimos tiempos. Un scooter compacto, de escasa altura de asiento, perfecto para los menos expertos, com plataforma plana y además con un enorme hueco bajo el asiento donde caben sin problema dos cascos integrales, algo totalmente excepcional en su categoría. Las prestaciones son modestas, la velocidad máxima esta autolimitada a 85 km/h, pero en ciudad no necesitas más y su suavidad es realmente agradable. Un modelo de 2010 en buen estado puede rondar los 1.000 euros.

  • Yamaha Cygnus X 125

Otro de las clásicos entre los scooters urbanos de hace una década fue el Yamaha Cygnus X, una versión mejorada de su predecesor que ya incorporaba inyección electrónica. Se trata de un scooter altamente utilitario, práctico y fácil de manejar, bien hecho y muy resistente. Con plataforma plana y con espacio para un casco integral bajo el asiento. Además, sus prestaciones eran muy decentes. Un modelo de 2010 en buen estado puede estar entre los 1.000 y los 1.400 euros.

Piaggio Liberty 125

Scooters 125 de rueda alta de segunda mano

Los scooters de rueda alta siempre han sido la opción preferida de quienes buscan agilidad y además un comportamiento estable, más parecido al de una moto que al de un scooter. Al montar llantas de 16” la pisada es más aplomada y segura, sobre todo cuando el firme no está en buen estado. En curvas y rotondas la diferencia es importante. Unas grandes ruedas conlleva también un inconveniente: la capacidad de carga. El espacio que queda bajo el asiento es recudido y en casi todos los modelos del mercado lo único que puedes guardar bajo el asiento es un casco jet. Con el tiempo estos modelos han evolucionado hacia opciones con llantas de 14” en el tren trasero, para ganar capacidad de carga, pero eso, hace 10 años, no era así.

  • Honda SH 125 Scoopy

El Honda SH 125, conocido como Scoopy, es una referencia hoy día entre los scooter de rueda alta, pero también lo era hace 10 años, así como hace 20 y hace 30. Es decir, es una leyenda sobre ruedas. El Scoopy es una apuesta seguro, el comportamiento de sus ruedas de 16” transmite una gran seguridad, así como se agradece la suavidad de su motor. Dependiendo del número de kilómetros, se pueden encontrar buenas unidades entre los 1.500 y los 2.000 euros.

  • Piaggio Liberty 125

El Liberty es el scooter de rueda alta más básico de Piaggio, pero también el más ligero, el más manejable y el que mejor se abre paso en el tráfico de la ciudad. Luce con orgullo su diseño 100% italiano. Por encima de él tendías a su hermano Beverly, más equipado y corpulento, pero también más algo más caro. Puedes encontrar un Liberty de 2010 por precios que van de los 1.000 a los 1.500 euros, e incluso menor.

Suzuki Burgman 125

Scooters 125 tipo GT de segunda mano

Los scooters GT son, en general, los que normalmente ofrecen un mayor nivel de equipamiento y confort. Son modelos pensados para poder combinar la ciudad con los desplazamientos por vías rápidas, como autovías y circunvalaciones. Es decir, modelos para circular a ritmo rápido durante un buen número de kilómetros si es necesario. Suelen ofrecer buena protección aerodinámica y una gran capacidad de carga bajo el asiento, donde lo “normal” es que lleguen a caber dos cascos integrales. Como es de esperar, son también los de precio más elevado.

  • Suzuki Burgman 125

El Suzuki Burgman ha sido siempre uno de los scooters preferidos por los más principiantes, ya que es un GT pero sus dimensiones son muy contenidas. La escasa altura de su asiento se lo pone fácil a cualquiera, y sus pequeñas ruedas le dan alas a la hora de moverse por la ciudad. El pasajero cuenta con mucho espacio y bajo el asiento encontramos uno de los mayores huecos del mercado, amplio y diáfano, donde caben dos cascos integrales y alguna cosa más. Pueden encontrar unidades que van de los 1.300 a los 1.800 euros, pero siempre dependerá del número de kilómetros.

  • Yamaha X-MAX 125

El Yamaha X-Max 125 aporta un extra de deportividad al mundo de los scooters GT. Siempre ha destacada, como lo sigue haciendo hoy día, por su excelente comportamiento. Utiliza una combinación muy interesa en el tamaño de sus ruedas, con llanta delantera de 15” y trasera de 14”, lo que lo convierte en “casi” un rueda alta, por lo que mantiene agilidad y gana así estabilidad a ritmo rápido. Es excelente pare pare circular por vías rápidas, amplio, cómodo y con un gran hueco bajo el asiento donde caben dos cascos integrales. Su nivel de equipamiento es alto, y por tanto también lo es su precio. Una unidad de 2010 bien conservada y no muchos kilómetros puede superar fácilmente los 2.000 euros y alcanzar incluso los 2500.

Relacionados

Te puede interesar

Ya está disponible el número 89 de nuestra revista ¡Totalmente gratis aquí!

Número #117: La Moto, la solución

En el 117 la Moto es la Solución. Te enseñamos sus beneficios y tras probar la Peugeot Metropolis nos preguntamos: ¿Qué es mejor, 3 o 2? Pero sois vosotros los que nos contáis por qué habéis elegido un Scooter en “Tu opinión cuenta”. Y nos ponemos el casco, un HJC RPHA 11, para probar la precisión de la KTM Duke 890 R y la deportividad de la Ducati Panigale V2, con la que no sé si podríamos haber hecho la RodiBook 2020. Lifestyle, El niño de la curva, MotoSpirit... ¿Depósito lleno? ¡Arrancamos!