Moto1pro
Motos Sport-Turismo.... ¿el eslabón perdido?

Motos Sport-Turismo.... ¿el eslabón perdido?

La reciente Suzuki GSX-S 1000 GT nos ha recordado que existió un tipo de motos, las sport-turismo, que aunaban prestaciones deportivas con comodidad GT.

Josep Armengol
Josep Armengol
Foto
Archivo
Fecha16/12/2021
Motos Sport-Turismo.... ¿el eslabón perdido?
Josep Armengol
Josep Armengol
Foto
Archivo

fecha16/12/2021


Allá por los años 1970 los tipos de motos existentes se podían resumir en dos: sin carenado o con él (y estas últimas eran escasas). Pero todo cambió muy rápido en la década de 1980: empezó la especialización, de la mano primero de las deportivas y luego seguirían otros tipos de moto. Ese punto lo marcó la llegada de la primera Suzuki GSX-R 750 en 1985: una moto muy "de carreras" pero con luces y matrícula. Esa tendencia marcaría la evolución de las deportivas, a partir de entonces "super-deportivas" (o Hyper Sports): hasta entonces eran motos rápidas pero con compromisos, desde entonces son motos lo más ligeras y potentes posibles, es decir buscando la eficacia y prestaciones por encima de otros factores.

Motos Sport-Turismo.... ¿el eslabón perdido?

Primeras Sport-turismo

Ese carácter radical encajaba bien en mercados como el nuestro: en España la importación de motos había estado limitada por ley hasta poco antes y los éxitos de nuestros pilotos animaban a elegir motos deportivas. En otros mercados (más maduros podemos decir) empezaban a pedir motos rápidas, sí, pero más "utilizables": menos incómodas y capaces de llevar pasajero cómodamente. Mientras tanto esa radicalización de las deportivas daba pie a la aparición de otros tipos: naked sencillas de un lado o las trail de otro. Las primeras fueron evolucionando desde motos de iniciación hasta naked más prestacionales, que precisamente usaban en muchos casos la base de una deportiva, y así han seguido hasta hoy. Las segundas siguieron su propia evolución de motos "africanas" (el París Dakar estaba en lo más álgido) y luego cada vez más orientadas al asfalto... hasta las actuales "Crossover".

Tras las Hyper, las Sport

Volviendo a los orígenes, pensando en esos usuarios que buscaban algo menos radical, no tardaron en aparecer motos deportivas "pero menos". Es el segmento que tratamos aquí, las Sport-Turismo, motos que incluso pueden compartir mecánica con una deportiva pero con carenado más protector, posición de piloto y pasajero más confortable, incluso con maletas de serie o un estilo con el que no quedan mal. Igual que Suzuki lanzó sus GSX-R, no tardó en sacar alguna GSX-F (sobre todo 1100); Honda apostó fuerte con la RC-30 (VFR 750 R) pero en realidad vendía muchas más VFR "a secas", las Yamaha FZR eran bastante usables y luego tenía la FJR, y Kawasaki tenía aparte de sus Ninja "R" las ZZR, esto por lo que respecta a las cuatro japonesas que eran las que mandaban.

A partir de ahí algunas incluso perdieron el "Sport" y pasaron a ser "Turismo" a secas, o "GT": carenados aún más protectores, asientos más cómodos, maletas, más equipamiento... Las míticas siglas VFR han desaparecido del catálogo Honda cuando durante mucho tiempo fueron su seña de identidad (y ahí sigue su MotoGP con motor V4). Solamente Kawasaki ha mantenido este tipo de moto, actualmente encarnada en las Ninja SX (a secas o con motor H2) hasta esta GSX-S 1000 GT que acaba de lanzar Suzuki.

Los europeos, tal vez más cercanos a las necesidades de los usuarios, sí mantuvieron la llama de las Sport viva durante más tiempo: BMW con sus K-S o R-RS, Ducati con las ST y Triumph con las Sprint ST. Con poco éxito comercial cabe decir. Pero este segmento de "deportivas razonables" casi había desaparecido y eso es en buena parte por la llegada de otro tipo de moto muy polivalente: las trail que citamos antes. Inicialmente muy "camperas" pero capaces de ir bien en asfalto, como el uso era casi siempre mucho más rutero que campero a lo largo de los años han evolucionado hacia el negro elemento. El último paso lo han dado las Crossover: trail por posición y estética, pero motos cien por cien asfálticas por neumáticos o suspensiones o incluso motor.

La verdad es que algunas de ellas son tentadoras por su polivalencia y comodidad, pero todavía quedan, quedamos, amantes de los motores potentes y partes ciclo de comportamiento deportivo, pero que se puedan usar cada día. Las motos Sport-turismo llegaron con un motivo y ese motivo sigue siendo totalmente válido, porque las deportivas actuales se han especializado mucho en uso de circuito y poco más.

BMW K 1200 RS 1997
Ducati ST4S
Honda VFR 1200 F
Suzuki GSX 1100 F

Josep Armengol

Moto1pro
Josep Armengol

Josep Armengol

Apasionado de las motos, los aviones y la tecnología, llevo más de 30 años viviendo "desde dentro" la información del mundo del motor en los mejores medios: ahora, en Moto1Pro.